Nuestros consejos para el cambio de pañal

Para el confort del bebé, debe cambiarlo toda vez que sea necesario. Esto evitará las complicaciones provocadas por la maceración, como la dermatitis del pañal o las infecciones de los pliegues (intertrigos).

  1. Cambie a su bebé en cuanto esté húmedo, en general unas 10 veces por día. La cantidad va bajando con la edad.
  2. Cada vez que cambie a su bebé, limpie bien las nalgas de adelante para atrás para evitar que las heces entren en contacto con las partes genitales, y séquelas bien para evitar los riesgos de irritación.
  3. ¡Cubra el pene de su varón con una toallita durante el cambio de pañal para evitar cualquier mala sorpresa!
  4. Aplique una fina capa de crema protectora en las nalgas del bebé.

Dr. Gilles Brami